Donuts


Hoy traigo una receta que alguien me pidió (perdóname quién seas pero no lo recuerdo) y que ni pensé en investigar y hacer. A nadie le amarga un Donuts! y si es casero hecho con paciencia y cariño... aún menos! Yo siempre digo en estos intentos de copias, que exactos no pueden salir.... la receta sólo la saben ellos, pero al menos es la más parecida posible, para mi gusto y están.... de rechupete!

Ingredientes: (salen unos 16-18)
Para la masa: 
500 gr. Harina de Fuerza
250 ml. Leche
50 gr. Azúcar
50 Gr. Mantequilla
2 Sobres de Levadura seca de panadero
1/2 Cdta. Sal
1 Huevo Grande
1/2 Cdta. de Esencia de Vainilla (Si no tenéis podéis poner una cucharada colmada de azúcar avainillado)
Aceite de Girasol para freir.
Para la Glasa:
8 Cdas. Azúcar Glacé
2 Cdas. de Agua
1 Cda. Mantequilla
Unas gotas de Esencia de Vainilla (Si no tenéis podéis poner una cucharadita de azúcar avainillado)

Elaboración:
Mezclamos la harina con la levadura y el azúcar. Añadimos la leche templada, el huevo batido, la mantequilla en punto pomada (sin estar liquida del todo) y la esencia de Vainilla. Amasamos. A mitad del amasado añadimos la sal (muy importante en este momento porque la levadura no debe entrar en contacto directo con la sal) y seguimos amasando hasya que nos quede una masa suave que no se nos pegue y sin grumos. Tapamos con un paño de algodón y dejamos que duplique su volumen.



Cuando ya haya crecido echaremos la masa sobre la superficie de trabajo bien limpia y previamente enharinada. Con ayuda de un rodillo la estiraremos hasta dejarla mas o menos del grosos de un dedo (1.5 cm aprox.) Procurad no darle demasiado para no eliminar del todo las burbujitas internas. Para hacer los círculos podéis ayudaros de un cortadonuts o un vaso o aro  de unos 8,5-9 cm de diámetro. Para el interior podéis ayudaros con el tapón de una botella de agua. Haremos las rosquillas una a una y poniéndolas sobre un papel vegetal para horno. (Las bolitas interiores las ponéis también que las aprovecharemos) Y dejaremos levar de nuevo al menos 1 hora. Con la masa que sobra no intentéis amasar de nuevo para hacer más rosquillas, ya que en este proceso se perderían las burbujitas. Yo lo que he hecho ha sido con mucho cuidado hacer unos bollitos alargados que también freiremos más tarde.
Pasado este tiempo pondremos en la sartén como un par de centímetros de aceite de girasol y cuando estén bien calientes empezaremos a freír. La masa es muy delicada, así que os recomiendo que corteis el papel de horno en las porciones que ocupe cada donuts y os ayudéis de el para pasarlo al aceite, o bien con una espátula o espumadera. Lo freiremos unos segundos por cada lado hasta que tome color. Recalco lo del fuego fuerte, porque con la fermentación que le hemos dado por dentro estará ya jugoso y se nos hará en un periquete. las bolitas se frien en nada, no las dejéis el mismo tiempo de un donuts porque se os quedarán super secas. Sin embargo los bollitos si necesitan más tiempo. Si ponéis el fuego medio o bajo, el tiempo que tarde en dorarse sólo servirá para que se nos sequen por dentro. Los iremos sacando y poniendo a escurrir sobre papel de cocina.



Ahora prepararemos la glasa mezclando con unas varillas el agua con la mantequilla derretida. Añadiremos el azúcar glacé y las gotas de vainilla. Nos tiene que quedar una textura como de natilla. Si queda más espesa quedará al secarse demasiado basta, y si la ponemos más líquida el donuts la absorberá y no se quedará ese típico glaseado blanco. Pondremos los donuts templados sobre la rejilla del horno (poned papel abajo para que no se os ensucie la superficie de trabajo) y pintaremos con la glasa por ambos lados. Lo mismo haremos con los bollitos.  Las bolitas las podéis mezclar directamente en el bol donde tenéis la glasa. Y listos para comer!

Sugerencias:
Los bollitos si después de la glasa los pasáis por azúcar, obtendréis unos riquísimos xuxos. El relleno de crema de vainilla o chocolate lo dejo para los más valientes, pero si así lo queréis me podéis preguntar abajo y os dijo como hacerlo.



También podéis cubrirlos con chocolate de cobertura. Para ello podéis usar la misma receta que usé el otro día para cubrir los phoskitos. Tenéis que poner los Donuts en una bandeja sobre papel vegetal y cubrir con el chocolate.Meter en la nevera y esperar que se enfríe. 
Si no vais a consumirlos en el día o al día siguiente podéis congerlarlos y sacarlos un par de horas antes del congelador cuando vayáis a consumirlo. 
Conservar cubierto con un film transparente y a temperatura ambiente. 

Espero que os guste y os animéis a probarlo. ¡Hasta la próxima!



Entradas populares